Sobre el Autor

Spectrum 48K

Para mí, la era de la informática comenzó cuando esa pequeña maravilla de Zx Spectrum 48K entró por la puerta de mi casa. En aquel momento me quedé fascinado por aquella máquina y las posibilidades que ofrecía.

Todavía recuerdo cuando mi padre apareció con la caja de aquella maravilloso aparato. Leer el manual de instrucciones para mi corta edad la verdad es que se me hacía bastante cuesta arriba. Pero en el momento que aprendí a pulsar el comando de LOAD «», jajaja, ya podía probar las cinta de Horizontes que venía incluida y ver las maravillas que me deparaba el futuro.

El Muro

La cinta Horizontes aparte de una presentación con las capacidades del ordenador venía con el juego «El Muro» incluido. Ya solo con eso estaba flipando.

Luego nos hicimos con más juegos para el Zx Spectrum 48K que por aquel entonces costaban un riñón, sobre todo recuerdo con mucho cariño el Chequered Flag, PSSST y por supuesto Jet Pack. Para mí desde luego Ultimate era una compañía que nunca me defraudó.

Mas tarde descubrí el mundo de las revistas, con sus juegos para codificar, y como no la LOAD’N’RUN que hoy en día sería considerada básicamente piratería en cubierta, porque prácticamente lo que hacía era recopilar juegos de actualidad y cambiarles los nombres y a veces ni eso.

Y si, también por su puesto comprábamos juegos en el rastro. Primero recuerdo que por 1200 pesetas, para luego bajar al final de su vida hasta las 300 pesetas.

Lo que si que aceleró mi colección rápidamente, fue cuando en mi casa entró una cadena Sony con doble pletina. Ya lo único que necesitaba, era buscar quien me prestara el juego para tener una copia en alguna cinta virgen. Lo único malo era que intentaba uno meter lo máximo posible en cintas de 60 minutos en vez de las clásicas de 20 o 25 diseñadas para ordenadores y se pasaba uno bastante tiempo adelantando la cinta para llegar hasta el juego que quería uno cargar.

Me podría llevar horas y horas hablando de mis opiniones de cada uno de los juegos y programas que probé en aquella época, pero entiendo que os podría llegar a aburrir, ya iremos desgranando algún que otro juego que merezca una entradilla por desconocido o por simple nostalgia mía,

Yo fui de los que aguantaron la máquina hasta casi el final de su vida. Cuando veías con todo el dolor de tu corazón como los 8 Bits eran relegados poco a poco de la Micromanía te dabas cuenta de que le quedaba poca vida al querido Spectrum y demás sistemas.

Nunca llegue a tener un ordenador de 16 Bits. Se me caía la baba con el Amiga y el Atari, pero nunca llegaron, eran muy caros y no tenía ninguna escusa para que mis padres me regalaran uno.

Así que nada, yo sería de los pocos de mis amigos que pasé directamente del Zx Spectrum 48K al PC. Con mi flamante Olivetti 286, mi vida cambió a otro universo diferente. Pero nunca olvidé a mi querido pequeñín, de hecho no era raro que, sobre todo en verano, volviera a desempolvar aquel maravilloso ingenio y volviera a disfrutar de aquellos maravillosos momentos.

Sobre las consolas, la verdad es que en mi casa, quitando una que entro de Hockey a pilas con dos mandos de ruletas, nunca mas he tenido nada. Solo podía disfrutar en casa de amigos, y la verdad es que me parecían alucinantes. Pero claro, otra cosa era el precio de los cartuchos. Aunque eso, gracias a los alquileres de la época en el Video Club, pronto dejó de ser un problema y nos permitieron disfrutar de muchos fines de semana de vicio a buen precio.

Tras todas mis andanzas con los ordenadores todo giraba alrededor de la informática, tanto como divertimento como futuro profesional. Así que desde muy pronto tuve claras mis preferencias a nivel de estudios y aún hoy en día mi ocupación profesional está vinculada con estas maravillosas máquinas.

Y aunque todo ha evolucionado muy rápido y las cosas han cambiado una barbaridad, todavía hoy me fascina hallar cosas nuevas y redescubrir cosas antiguas que por las circunstancias del momento no pude disfrutar.

Ordenador

Quizá por todo lo que he narrado, últimamente me dedico más a la retro informática que otra cosa. Porque ahora tengo la posibilidad de acceder a muchas de las cosas que de niño no pude. Y eso para mí, aunque ya han pasado bastantes años, es como tener la oportunidad de vivir experiencias perdidas que por una u otra causa no pude disfrutar en su momento.

Si ya sé que puede parece síndrome de Peter Pan, pero quizá realmente sea eso, que nunca dejamos realmente de ser niños y ahora de mayores podemos hacer realidad muchos de nuestros sueños de la infancia.

Así que si queréis uniros a La Caverna Informática para redescubrir el mundo de la retro informática sois bienvenidos.

Me atrevo a proponeros que os incorporéis a mí en los distintos proyectos que os traeré al Blog de La Caverna Informática.

Juntos descubriremos cosas nuevas y antiguas que han podido caer en el olvido para algunos, pero que todavía hoy en día siguen siendo apasionantes para muchas personas.

No le haremos asco a nada si relacionado con juegos de la época o nuevos. si merecen nuestra atención, así como programación retro y demás cosas que vayan surgiendo.

Y también tendremos cacharreo básico de periféricos y modificaciones para hacer más actuales nuestras antiguas joyas. Todo es posible cuando aunamos los nuevos avances tecnológicos para hacer un poco mas prácticos nuestros queridos ordenadores viejunos.

¡Ya sabéis donde podemos reunirnos todos para contar batallitas de épocas pasadas de los bits!

Como primera muestra tenéis una interesante serie de tutoriales que acabamos de comenzar basados en el Zx Spectrum Next. En ellos podéis aprender a hacer vuestro propios videojuegos aprovechando las nuevas características de esta retromáquina moderna.

Aquí os dejo el enlace:

NextBasic en el Zx Spectrum Next Programación de Videojuegos

Mas información sobre la máquina en cuestión:

https://www.specnext.com/